Alguazas abre una capilla de Adoración Perpetua, la segunda en la Diócesis de Cartagena

La Diócesis de Cartagena cuenta con una nueva capilla de Adoración Eucarística Perpetua, que se encuentra en la ermita de la Purísima de Alguazas. El pasado viernes, el Obispo de Cartagena, Mons. José Manuel Lorca Planes, presidió la Eucaristía de la tarde en la parroquia de San Onofre de Alguazas. Al finalizar la celebración, Mons. Lorca trasladó el Santísimo Sacramento desde el templo parroquial hasta la ermita.

A partir de ese momento, en esta pequeña ermita, en la que solo se celebra la misa de los domingos a las 9:00 horas, el Santísimo Sacramento permanecerá expuesto 24 horas al día, los 365 días del año, gracias al compromiso de 300 voluntarios que, como explica María Martha Leavy, coordinadora de la capilla, “donan su tiempo para cuidar a Jesús Sacramentado”. Estos adoradores se reparten en turnos de una hora a la semana, excepto durante la noche, que los turnos son de dos horas. Las personas interesadas en formar parte de este grupo de voluntarios pueden rellenar el formulario que encontrarán en la capilla. Para Leavy, este es un lugar “donde encontrarse con Jesús y también para los que no creen y quieren encontrar un momento de paz”, cuidado en todo momento por los adoradores, personas que forman “una cadena de oración infinita y cuidan de la capilla”

La ermita de La Purísima se encuentra en la vía principal del casco antiguo del municipio, ubicada dentro de una zona ajardinada.

En la Diócesis de Cartagena, además de en esta capilla de Alguazas, también se puede adorar al Santísimo de manera ininterrumpida en la capilla de Santiago Apóstol de Murcia, que se encuentra en el Palacio Episcopal, abierta a los fieles desde hace más de 10 años.