Mons. Lorca preside en la catedral un Domingo de Ramos diferente Destacado

Este Domingo de Ramos ha sido diferente, pero ha permitido la celebración comunitaria de la Eucaristía en los diferentes templos de la Diócesis de Cartagena, con aforo reducido y todas las medidas de seguridad Covid-19, a las que tanto laicos como sacerdotes ya están acostumbrados. La catedral acogió la celebración del Domingo de Ramos, presidida por el obispo de Cartagena, Mons. José Manuel Lorca Planes, acompañado del obispo auxiliar, Mons. Sebastián Chico.

A los cambios litúrgicos ya conocidos por razones sanitarias, durante esta Semana Santa se suman otros, como la supresión de las procesiones de ramos. Por ese motivo, la bendición de los ramos no se realizó, como es tradición, en la plaza de la Cruz, sino dentro de la catedral, junto a la puerta que da a esta plaza. Desde allí, el obispo bendijo los ramos de quienes participaban en la celebración y partió la procesión de entrada hasta el presbiterio.

Durante la homilía, Mons. Lorca invitó a todo el pueblo a vivir intensamente esta Semana Santa: «Descubramos a Cristo que se pone al servicio de los suyos, que se hace carne por nosotros, que muere en la cruz por amor y que resucita para que tengamos vida eterna. No podemos olvidar que no nos pertenecemos, somos propiedad de Cristo, que nos compró con su sangre».

La celebración fue retransmitida por 7 Televisión, acercando la liturgia a todos los hogares de la Región de Murcia.

Panel de Noticias

Videoteca

 

Noticias relacionadas